Trastornos Alimenticios: Evaluación y Equipo de Tratamiento

This guide in English

purple eating disorder ribbonLos adolescentes con trastornos alimenticios o síntomas de ellos pueden ser remitidos por su pediatra, médico de cabecera o profesional en enfermería a un programa de tratamiento para trastornos alimenticios. A pesar de que ningún programa es exactamente igual, los programas ambulatorios realizan un examen completo para proporcionar el tratamiento adecuado a adolescentes con trastornos alimenticios y el apoyo que necesitan sus familiares. El método es usualmente multidisciplinario, lo cual significa que más de un proveedor de salud especialmente entrenado estará involucrado en la evaluación y el plan de tratamiento. Todos estos miembros del equipo de tratamiento también involucrarán a la familia para planificar la orientación y el apoyo necesitado en casa. Los estudiantes universitarios y los jóvenes adultos ven el equipo médico solos, pero también puede realizarse con padres y otros miembros familiares.

La primera visita usualmente incluye:

Evaluación médica realizada por un proveedor de salud especializado en el cuidado y atención de adolescentes.

Tu proveedor de salud:

  • Examinará tu presión arterial, pulso, temperatura y peso
  • Te preguntará a ti y a tu familia acerca de tu historial médico
  • Te preguntará acerca de tus hábitos alimenticios y periodos menstruales
  • Ordenará pruebas de laboratorio (examen de sangre), análisis de orina (para ver si estás tomando la cantidad correcta de líquidos), electrocardiograma (un examen en el cual se ve la actividad cardíaca y comprobar si tu ritmo cardíaco es bajo) y examen de densidad ósea (Escáner DXA) si es necesario

Evaluación de salud mental realizada por un psicólogo o trabajador social con experiencia en el tratamiento de trastornos alimenticios.

Tú y el proveedor de salud mental pueden hablar sobre:

  • Cómo te siente acerca de la forma en que luce tu cuerpo
  • Tus comportamientos relacionados a la comida
  • Las preocupaciones de tu familia con respecto a tu salud
  • Tus opiniones y sentimientos acerca de ser evaluada por un trastorno alimenticio
  • Tus metas en relación con el tratamiento
  • Cualquier otra cosa que sientas que es importante que el terapeuta sepa
Trabajar con un terapeuta de salud mental es una parte importante para mejorar y desarrollar una mejor imagen corporal, autoestima y otro problema emocional que pueda afectar tus hábitos alimenticios.

Evaluación nutricional, la cual será realizada por un dietista registrado con experiencia en el tratamiento de trastornos alimenticios.

Tú y tu dietista:

  • Hablarán acerca de la comida que te gusta y la que te disgusta
  • Hablarán sobre cualquier hábito que tengas en relación a la comida
  • Discutirán mitos comunes acerca de la comida y los trastornos alimenticios
  • Hablarán sobre de las metas que tengas con respecto a tu salud y las preocupaciones acerca de cambiar tus hábitos
  • Trabajarán conjuntamente con tu familia para crear un plan de alimentación saludable para ti
Puede ser difícil tener una relación saludable con la comida en una cultura obsesionada con la dieta y la imagen corporal. Un dietista registrado especialmente entrenado puede ayudarte a crear un plan personalizado para comer saludablemente y discutir los perjudiciales mitos y mensajes confusos sobre la comida y las dietas.

Después de la evaluación:

Tu médico de cabecera te hablará sobre un plan de tratamiento personalizado que probablemente incluirá:

  • Terapia individual y familiar
  • Seguimiento médico realizado por tu médico de cabera
  • Terapia nutricional y apoyo por parte de tu dietista

Equipo de tratamiento: Los trastornos alimenticios son condiciones tanto médicas como psicológicas. Por lo tanto, su tratamiento usualmente incluye trabajar con un equipo de especialistas que incluyen un doctor o una profesional en enfermería, un terapeuta o consejero, un dietista y algunas veces un psiquiatra o terapeuta familiar.

El rol del proveedor de salud es:

  • Mantener un registro de la salud médica de la persona examinando su altura, peso, presión arterial, pulso y temperatura.
  • Extraer sangre o tomar muestras de orina si es necesario para asegurar de que los químicos en el cuerpo llamados electrolitos están en equilibrio.
  • Ordenar pruebas especiales como un electrocardiograma para monitorear el ritmo cardíaco o examen de densidad ósea (DXA) para ver si se presenta osteoporosis (delgadez de los huesos) o si se está desarrollando.
  • Ofrecer sugerencias para alcanzar las metas de peso, calcio, suplementos vitamínicos, ejercicio, reemplazo hormonal y posiblemente medicamentos para la ansiedad o la depresión.
  • Determinar el mejor tratamiento para ti. El proveedor de salud puede sugerir reunirse con un terapeuta y nutricionista, ir a tratamiento residencial, tener una terapeuta familiar o ser hospitalizada hasta estar medicamente estable.

El rol del terapeuta es:

  • Ayudar a mejorar la autoestima, imagen corporal y confianza.
  • Involucrar a los padres y otros miembros familiares para proveer apoyo, orientación y supervisión en las comidas.
  • Enseñar formas saludables de manejar las emociones y las situaciones estresantes.
  • Abordar otros problemas emocionales que puedan estar relacionados al trastorno alimenticio tal como depresión, trastorno obsesivo compulsivo o abuso de sustancias.
  • Crear un lugar donde puedas discutir (de forma privada) tus necesidades y metas.
  • Proporcionar un lugar seguro para experimentar sentimientos de tristeza, ansiedad, ira, etc.
  • Discutir opiniones y comportamientos de alimentación desordenada y aprender estrategias para volverte mentalmente saludable.

El rol del terapeuta familiar es:

  • Proveer guía y apoyo a los padres sobre la alimentación de sus hijos.
  • Enseñar a los padres a manejar conflictos a la hora de la comida.

El tol del dietista registrado es:

  • Ayudar a crear un plan de alimentación saludable y segura que provea un balance con respecto a todos los grupos de alimentos.
  • Responder las preguntas acerca de la comida.
  • Enseñar por qué nuestros cuerpos necesitan nutrientes específicos y cuáles alimentos los proveen.
  • Ofrecer sugerencias para comer saludablemente, cómo logar las metas de peso, suplementos de vitaminas y minerales, y ejercicio.
  • Discutir los mitos perjudiciales y mensajes confusos sobre la comida y las dietas.
Es muy importante para ti y tu familia reunirse con un proveedor de salud, un terapeuta y un dietista que se especialice en trabajar con personas jóvenes con trastornos alimenticios.