Salud dental: Muela del jucio

Share on FacebookTweet about this on TwitterEmail this to someonePrint this page

girl brushing teethSi vas a tu dentista para revisiones rutinarias, es muy probable que quieras saber si es que tus muelas de juicio ya han erupcionado o si están impactadas. Si tu dentista piensa que debes extraerte tus muelas de juicio, probablemente necesitarás hacer una cita con un cirujano oral (un doctor que esta capacitado para realizar cirugía que involucran dientes y encías) para una evaluación. Algunas personas nunca presentan problema alguno con sus muelas de juicio, y otras nunca llegan a tenerlas.

¿Qué son las muelas de juicio?

Las muelas de juicio son los últimos molares en desarrollarse. Están ubicados a cada lado de la mandíbula en la más posterior. Cuando tengas entre 16-19 años, podrás verlas. Si no las ves, pueden estar impactadas, es decir que no han erupcionado a través de las encías o pueden estar completamente ausentes. Es muy probable que estas muelas de juicio impactadas o atrapadas tengan que ser extraídas por un cirujano oral.

¿Cómo puedo saber si tengo muelas de juicio impactadas?

Probablemente no te des cuenta que tienes muelas de juicio o que pueden estar impactadas.
Durante una revisión rutinaria, tu dentista te tomará una muestra de rayos-x para saber donde se encuentran tus muelas de juicio y para determinar si est^n impactadas.

Asegúrate de decirle al dentista si es que tienes alguno de los siguientes síntomas:

  • Problemas abriendo tu mandíbula
  • Dolor cuando muerdes o masticas
  • Encías hinchadas en la parte posterior de tu boca o cerca de la mandíbula
  • Irritación o dolor cuando abres la boca

¿Por qué se tienen que extraer las muelas de juicio?

Normalmente, las muelas de juicio se extraen si es que están impactadas o si están produciendo el amontonamiento de otros dientes. Esto significa que tus muelas de juicio no erupcionan a través de tus encías o erupcionan sólo de manera parcial. Las muelas de juicio impactadas o atrapadas pueden ocasionar problemas como:

  • Dolor en una o ambas partes de la boca – cuando comes o cuando no comes
  • Infección — los alimentos y bacterias pueden quedarse atascados en la apertura parcial o en el colgajo ubicado alrededor de la muela de juicio causando hinchazón de las encías
  • Desplazamiento de los dientes y alteración de la dentellada
  • Cistes benignos (no dañinos) o tumores en la mandíbula

¿Qué debo hacer si me doy cuenta que mis muelas de juicio son un problema?

Tu dentista y/o cirujano dental te darán instrucciones específicas que deberás seguir. A continuación te presentamos un resumen de lo que puede ocurrir si es que necesitas que te extraigan tus muelas de juicio.

  • Probablemente tu dentista te dirá que hagas una cita con un cirujano oral para que te extraiga tus muelas de juicio.
  • Tu cirujano oral hablará contigo sobre el procedimiento y sobre el tipo de anestesia o sedantes que se usarán (medicamento que te relajará y te hará dormir).
  • Se te tomará una muestra de rayos-x para que el cirujano oral pueda extraer de la mejor manera tu muela/s de juicio. Se te tomará una muestra de rayos-x panorámica (muestra de rayos-x de toda tu boca) de tus muelas de juicio y también de los dientes que están cercanos de ellas. Algunas personas hacen que se les extraiga las muelas de juicio para evitar problemas en el futuro.
  • Algunos cirujanos orales recetan antibióticos antes o después de la cirugía. Por ejemplo, si tienes una infección o un sistema inmunitario débil.
  • Es mejor vestirse en una camiseta de mangas cortas o con mangas que puedas remangar fácilmente porque es probable que te colocarán un tubo intravenoso (pequeño tubo intravenoso que se coloca en el brazo y que administra medicina y fluidos a tu cuerpo durante el tiempo que estás dormida).
  • No podrás comer o tomar líquidos durante 6 horas antes del procedimiento.

¿Cómo se extraen las muelas de juicio?

Extraction simple – Si tu muelas de juicio no están impactadas pero necesitan ser extraídas, te las pueden extraer con anestesia local. Tu dentista usará una aguja muy delgada para inyectar una medicina que adormece en el área de la encía alrededor de la muela/s que serán extraídas. Luego, las muelas de juicio son extraídas utilizando un instrumento dental especial.

Extracción por medio de cirugía - Este procedimiento es utilizado si tu muela/s de juicio están impactadas (completamente cubiertas por la encía y hueso de tu mandíbula) o parcialmente impactadas (parcialmente cubiertas). Antes de iniciar el procedimiento, tu dentista o cirujano oral te inyectará anestesia local (medicamento para adormecer) en el área de la encía alrededor de la muela/s que serán extraídas. Luego te administrarán medicina intravenosa o anestesia general en la sala de operaciones del hospital (medicina que te hará dormir para que no estés despierta durante el procedimiento). Tu cirujano oral necesitará hacer un corte pequeño en tu encía para extraer la muela/s.

¿Cómo es la recuperación?

Probablemente sentirás un malestar suave o moderado después de que te extraigan las muelas de juicio, pero el dolor o malestar deberán durar sólo un par de días. Es importante que sigas las instrucciones que te dará tu dentista o cirujano oral. La información que te damos a continuación es un ejemplo de como se desarrollaría tu recuperación.

  • Luego de que se haga la incisión y se extraigan la muela/s de juicio, te darán un pedazo de gasa para que muerdas. Necesitarás morder el trozo de gasa durante 20-30 minutos para que se pueda formar un coágulo de sangre. Te darán torundas de gasa para que te los lleves a casa y puedas cambiártelos cada vez que se mojen con sangre. Es común que el área sangre intermitentemente durante las próximas 24 horas.
  • Si tu cirujano oral ha tenido que cortar tu encía para extraerte la muela/s de juicio, es probable que te coloque “puntos.” Dependiendo del tipo de puntos que te coloquen, necesitarás o no que te los saquen. Algunos puntos necesitan ser retirados por tu cirujano oral cuando la encía ha cicatrizado mientras que otros tipos de puntos se disuelven por si mismos.

Que debes hacer:

  1. Levanta tu cabeza con almohadillas en vez de echarte en posición plana.
  2. Usa una bolsa de hielo en tu cara para ayudar a controlar el dolor o cualquier hinchazón.
  3. Continua cepillándote y limpiándote los dientes con seda dental cuidadosamente, manteniendo limpia la zona de extracción.
  4. Toma la medicina contra el dolor recetada por el cirujano oral.
  5. Habla con tu cirujano oral sobre reemplazar tu receta contra el dolor por una medicina de venta sin receta como por ejemplo acetaminofeno (Tylenol®), o ibuprofeno (Motrin®) a medida que el dolor disminuya.
  6. Come alimentos “blandos” como yogur, gelatina, pudding, y macarones con queso.
  7. Enjuágate la boca cada dos horas con aproximadamente una taza de agua tibia con ½ cucharadita de sal y escupe (no te la tragues). Esto ayudará prevenir infecciones.
  8. Sigue las indicaciones que te dará tu dentista y/o cirujano oral pues así podrás reducir la posibilidad de tener dolor o problemas en el futuro. La recuperación total se realiza entre 1-2 a dos semanas.
  9. Comunícate con tu cirujano oral si tienes fiebre o si el dolor no disminuye en pocos días.

Que no debes hacer:

  1. No fumes por lo menos 24 horas después de una extracción. Esta es además una buena oportunidad para dejar de fumar para siempre!
  2. No utilices un sorbeto para tomar líquidos.
  3. No tomes bebidas muy calientes.
  4. No comas alimentos que contengan semillas pequeñas (anjonjolí, o semillas de amapola) o pequeños granos (arroz) que podrían quedarse atascados en los alvéolos del diente.

¿Existe algún riesgo cuando se extrae una muela de juicio?

La extracción de una muela de juicio raramente ocasiona problemas mayores, sin embargo cualquier cirugía involucra algunos riesgos.

Dolor y alveolitis seca - Aproximadamente el 5% de las extracciones resultan en “alveolitis seca” (esto ocurre cuando un coágulo de sangre no se forma en el hueco donde se extrajo el diente y el hueso que se encuentra debajo se expone al aire y/o alimentos) Una alveolitis seca puede ser muy dolorosa y tienen que ser tratada con un apósito especial para que el área puede cicatrizar.

Sangrado abundante que persiste por más de 24 horas – el sangrado es normal durante las primeras 24 horas, pero no debe ser abundante y debe detenerse en el transcurso de un día.

Adormecimiento – es normal que tu boca, barbilla y posiblemente tus labios se sientan adormecidos hasta que el efecto de la anestesia o anestesia local (medicamento para adormecer) desaparezca. Si tu labio inferior y barbilla continúan sintiéndose adormecidos, debe haberse producido alguna irritación en un nervio de tu mandíbula. Esto es muy frecuente cuando tus muelas de juicio son extraídas. Tomará de 3-6 meses para que el nervio cicatrice y en casos excepcionales puede ser permanente.

Daño a tus dientes que se encuentran próximos o cercanos a las muelas de juicio – Esto no ocurre muy a menudo, pero ocasionalmente un diente/s cercanos pueden verse afectados.

Daño a algún trabajo dental ya existente (coronas, etc.) que se encuentra cerca a tus muelas de juicio.

Si presentas alguno de estos síntomas luego de que te hayan extraído las muelas de juicio, es muy importante que se lo digas a tu cirujano oral!

¿Cuánto cuesta extraer las muelas de juicio?

Si tienes seguro médico dental, el costo para la extracción de las muelas de juicio será cubierto completa o parcialmente. El seguro médico general algunas veces cubre también procedimientos dentales. Dependiendo de que tipo de seguro médico general tengas, este podría cubrir el costo total o parcial del procedimiento. Asegúrate de hablar con tu compañia de seguro médico o dental ANTES de hablar con tu cirujano oral para informarte sobre el tipo de cobertura que tienes y cuánto será lo que tendrás que pagar de tu propio bolsillo!

Es muy común desarrollar problemas con las muelas de juicio durante los años de adolescencia y los primeros años de adultez, sin embargo puede ser que nunca tengas algún problema con tus muelas de juicio en general. Lo más importante que debes recordar es cuidar tus dientes (cepillarlos y limpiarlos con seda dental) y visitar al dentista para revisiones regulares.