Asma: Plan de Acción y Cómo Obtener Ayuda

This guide in English

Un plan de acción para el asma es una forma proactiva de mantener tu asma bajo control. Es escrito por tu proveedor de salud (HCP, por sus siglas en inglés) y es personalizado (solo para ti). Un plan para el asma tiene 3 zonas: verde, amarillo y rojo.

  • La zona verde contiene una lista de qué medicamentos debes tomar diariamente, específicamente en los momentos en que te sientas bien.
  • La zona amarilla te dice qué hacer cuando se presentan los primeros síntomas de una tos, resfriado o sibilancias.
  • La zona roja te dice qué hacer si tu Albuterol no te está ayudando o si te cuesta mucho respirar.

La idea detrás de tener un “plan” es tener a la mano información importante como los pasos que necesitas tomar para mantenerte libre de síntomas, una lista de tus medicinas con las dosis y frecuencia en que debes tomarlas, el número de teléfono de tu proveedor de salud y una lista de los desencadenantes de tu asma. De esta forma podrás tener todo organizado en un solo lugar. Debes tener una copia de tu plan de acción para el asma en casa y otro con la enfermera de la escuela. También puedes hacer una copia de tu plan de acción y llevarlo siempre contigo. Un plan de acción para el asma también incluye instrucciones simples y claras sobre cómo identificar los primeros síntomas de un “brote de asma”, cómo tratarlo y cuándo ir a la sala de emergencias. Debes sentirte cómoda hablando con tu proveedor de salud acerca de tu plan de acción y actualizarlo a medida que tu asma o tus condiciones cambian.

Cómo obtener ayuda

Puede ser bastante aterrador tener problemas para respirar. Pero tener un plan en mente y saber cuándo ir a la sala de emergencias te ayudará a aliviar tus preocupaciones.

¿Cuáles son las señales de que necesito ayuda inmediatamente?

  • Si sientes que necesitas usar tu inhalador de acción rápida (Albuterol) más de una vez cada 4 horas
  • Si tu inhalador de acción rápida (Albuterol) no alivia tus síntomas en los siguientes 20 minutos en cuanto lo usas.
  • Si tienes problemas para hablar o caminar porque no tienes fuerzas para respirar
  • Si no puedes respirar llama una ambulancia y ve a la sala de emergencias más cercana

¿Qué debo hacer en una emergencia?

Si has estado usando tus medicamentos para el asma y no han estado funcionando y se te dificulta respirar, ¡llama una ambulancia rápidamente! Si no sientes que es una “emergencia”, contacta a tu proveedor de salud. Recuerda: muchos adolescentes han reportado sentir que debieron haber llamado una ambulancia en lugar de pedirle a un amigo o familiar que los lleve al hospital ya que su respiración empeoró durante el camino. Quien sea que te lleve al hospital no sabrá qué hacer si de repente no puedes respirar y eso PUEDE suceder.