Cortes Pequeños y Rasguños

This guide in English
bandaid on finger

La mayoría de los cortes y los rasguños son heridas pequeñas que pueden ser tratadas en casa, pero es bueno saber cuándo debes recibir atención médica para ti o alguien más.

Cuidado de una herida:

  • Detén el sangrado haciendo una leve presión con un paño limpio o una venda
  • Lávate las manos con agua y jabón antes de tocar la herida
  • Limpia el corte o el rasguño manteniendo la herida debajo de un chorro de agua (NO debe ser agua caliente). Puedes utilizar un jabón suave, pero no debes fregarla al principio. Generalmente, mantener la herida debajo de un chorro de agua durante 1-3 minutos hará que la suciedad y las piedritas salgan de la herida (también puedes enjuagar el corte/rasguño con una taza de agua). Si después de lavarte todavía se observa un color negro u oscuro producido por el impacto de la caída sobre el pavimento, puedes fregar suavemente la herida por 15 minutos. Si aún permanece el color negro u oscuro, debes ver a un profesional de la salud para asegurarte de que no haya grava en la herida.
  • Deja que el corte o rasguño se seque al aire libre o tócala suavemente con una venda limpia o paño
  • Aplica una crema antibiótica sobre la herida
  • Cubre el área con un apósito o con una gasa antiadherente
  • Utiliza cinta de papel para sostener la almohadilla de gasa en su lugar
  • Mantén la herida limpia y seca: Después de limpiar la herida, aplica una pequeña cantidad de la crema antibiótica y cambia la gasa o vendaje todos los días (o si se moja), hasta que la herida esté completamente curada
  • Observa si se producen signos de infección: enrojecimiento, pus, dolor, hinchazón, fiebre.
  • Cuando la herida se torna de un color rosa claro, puedes dejar de aplicar la crema antibiótica y dejarla descubierta

¿Cuándo debo obtener atención médica?

Debido a que los cortes y los rasguños son heridas pequeñas, pueden ser tratadas en casa siguiendo los consejos mencionados anteriormente. Sin embargo, algunas heridas son más graves.

Debes llamar a tu médico de inmediato o trasladarte hasta la sala de emergencias más cercana si la herida:

  • Sangra demasiado y no puedes detener el sangrado luego de haber aplicado presión por 5-10 minutos con una venda o un paño limpio
  • Es muy dolorosa
  • Tiene los bordes irregulares
  • Está abierta, es grande o irregular: necesitarás ver a un médico para que te aplique un adhesivo médico especial, puntos o tiras de cinta quirúrgica.
  • Está cerca del ojo o en la cara: debes ver a un médico incluso por un corte pequeño en la cara, debido al riesgo de que quede una cicatriz.
  • Ha sido causada por una uña u otro objeto filoso, puntiagudo, sucio u oxidado
  • Tiene un color negro o marrón causado por el “impacto sobre el pavimento” luego de ser lavada, lo que indica que todavía hay suciedad o piedras pequeñas en el rasguño y que debe ser limpiada por un profesional de la salud
  • Presenta hinchazón sobre un hueso o articulación
  • Ha sido causada por una mordida de un animal o una persona
  • Presenta signos de infección: hinchazón, pus, enrojecimiento o está caliente al tacto

También debes llamar a tu médico si no has recibido (o no recuerdas haber recibido) la vacuna antitetánica en los últimos 5 años.

¿Cómo puedo evitar que se infecte la herida?

Mientras mantengas el corte o el rasguño limpio y cambies la venda una vez al día, no es muy probable que la herida se infecte. Recuerda mantener la herida cubierta y no la toques ni soples sobre ella.

¿Cómo reconozco si un corte o un rasguño está infectado?

Si el corte o el rasguño está infectado, podrás notar uno o más de estos síntomas:

  • Hay pus o un fluido oscuro que sale de la herida
  • La costra se ha vuelto más grande
  • El enrojecimiento alrededor de la herida ha empeorado
  • Sientes más dolor o hay más hinchazón 48 horas después de que la herida se produjo
  • Tienes fiebre
  • No se observa que la herida se esté curando

Comunícate con tu médico si tienes alguno de los síntomas anteriores.

¿Hay algo que pueda hacer para prevenir los cortes y los rasguños?

Sí. Aunque no siempre podamos evitar los cortes y rasguños, puedes prevenirlos la mayoría de las veces. Aquí te decimos cómo:

  • Utiliza siempre un equipo de seguridad (como un casco, rodilleras y protección para los codos) de acuerdo con la actividad que estés realizando: patinaje, ciclismo u otros deportes activos
  • No camines descalza
  • Protege siempre tus ojos con gafas (cuando utilices herramientas, etc.)
A veces los accidentes y las heridas se producen aun cuando haces tu mejor esfuerzo por ser cuidadosa. Si no estás segura de si la herida es grave, comunícate con tu médico.