Autoestima e Imagen corporal

This guide in English
Share on FacebookTweet about this on TwitterEmail this to someonePrint this page

girl holding booksLos efectos de la imagen corporal en la autoestima pueden resultar ser poderosos especialmente durante los años de la adolescencia. Sin embargo, es normal tener pensamientos y sentimientos negativos sobre ti misma de vez en cuando. Encontrar maneras de ser y mantenerse positivo es la clave para desarrollar un cuerpo saludable y una autoestima positiva.

¿Qué es la imagen corporal?

La imagen corporal está basada en tus pensamientos y sentimientos sobre cómo se ve tu cuerpo. Algunas veces, la manera como tú piensas que otras personas juzgan tu apariencia puede afectar a tu imagen corporal. Pensamientos sobre una imagen corporal mala provienen de pensamientos y sentimientos negativos que tú tienes sobre tu cuerpo. Por el contrario, una imagen corporal saludable proviene de pensamientos y sentimientos positivos sobre ti misma. La apariencia corporal es un factor principal e importante para la autoestima, que es la manera como piensas y te sientes sobre ti misma.

¿Qué es la autoestima?

La autoestima se relaciona con cuánto te gustas a ti misma, cuánto reconoces y aprecias tu carácter, cualidades, habilidades y logros. Como en el caso de la imagen corporal, la autoestima también se puede basar en cómo piensas que otras personas te ven y te consideran como persona. Las personas que tienen una baja autoestima no siempre se pueden sentir seguras de sí mismas o de cómo se ven. Por lo general, para estas personas les resulta difícil considerar y pensar que también son personas hábiles y talentosas. Las personas con una buena autoestima siempre tienen una actitud positiva y segura sobre su cuerpo y mente, además son capaces de reconocer sus fortalezas así como sus valores personales.

¿Por qué es importante la autoestima?

La autoestima es importante porque ayuda a mantener una actitud positiva ante la vida y te hace sentir orgullosa de ti misma interna y exteriormente. La mayoría de adolescentes con buena autoestima disfrutan mucho más de la vida. Por lo general, estas personas establecen mejores relaciones con sus amigos y con los adultos, se les hace mucho más fácil resolver errores o desacuerdos y son más propensos a concentrarse en una tarea hasta que la terminan satisfactoriamente.

Tener una buena autoestima te brinda:

  • Coraje para enfrentar nuevos retos
  • Poder para creer en ti misma
  • Confianza para tomar decisiones adecuadas tanto para tu mente como para tu cuerpo en el presente y a lo largo de tu vida.
Tratándote con respeto y considerando que cada parte tuya es valiosa y que debes cuidarla y protegerla te ayudará a mantener una actitud positiva sobre tú misma. Desarrollar una buena autoestima puede tomar mucho tiempo y no siempre es fácil pero ser consciente que puedes mejorar tu autoestima es el primer paso.

¿Hay algo que puedo hacer si mi autoestima es muy baja?

Sí! Si te sientes frustrada, muy molesta o fastidiada para hablar, trata de realizar una caminata, corre, escucha música o realiza tu pasatiempo favorito con alguien que disfrutes de su compañía. Muchas veces, expresar cómo te sientes puede resultar ser de gran ayuda en vez de no expresar y retener tus sentimientos. Conversa con un amigo o pariente cercano en quien confíes y quien pueda darte ánimos y ofrecerte apoyo. Puede ser reconfortante también conversar con otras adolescentes que estén atravesando por las mismas experiencias. Recuerda, cada persona se ha sentido mal sobre sí misma en algún momento de su vida!

Si te sientes muy triste y sin ánimo todo el tiempo y no encuentras maneras para sentirte mejor, es importante que consultes a tu proveedor de salud o consejero. Ellos pueden ayudarte a encontrar maneras de enfrentar y solucionar esta situación.

¿Cómo puedo hacer para desarrollar una autoestima de acuerdo a como me veo?

Existen muchas maneras de ayudar e incentivar tu autoestima, por ejemplo buscar y encontrar ropa linda para vestir, realizarte un nuevo corte de cabello o simplemente comer alimentos saludables y realizar ejercicios. Una de las mejores maneras de sentirse bien con tu cuerpo es esforzarse por tener uno saludable! Puede ser que no siempre tengas control sobre tu apariencia pero tienes el poder de mantener una actitud positiva sobre ti misma.

¿Cuáles son algunas maneras de mantener una actitud positiva?

Una actitud positiva puede provenir al definir una identidad sobre ti misma que no se base en lo que otras personas pueden pensar, considerar o decir sobre ti.

Puedes desarrollar una buena autoestima y mantener una actitud positiva:

  • Enfocándote en las cosas buenas que realizas o puedes realizar y concentrándote y dedicando tiempo a las cualidades que posees.
  • Enfocándote en tu educación: Aprender te da el poder de marcar la diferencia en tu vida y en la vida de otras personas.
  • Participando en una variedad de actividades o deportes: esta puede ser una gran manera de mantenerte saludable y activa lo cual añade una imagen corporal positiva.
  • Escogiendo y realizando nuevos pasatiempos o aprender a tocar un nuevo instrumento: ¿Has pensado y deseado alguna vez aprender a tocar guitarra? Tal vez quieras aprender a jugar ajedrez. Tomate el tiempo y descubre tus talentos escondidos!
  • Estableciendo y logrando nuevas metas: Tener en mente realizar y lograr nuevas metas puede darte el sentido de orgullo y ayudarte a enfrentar y lograr diferentes metas a lo largo de tu vida.
  • Siendo la inspiración para otras personas: Si piensas en tus propias y unas maneras que utilizas de enfrentar situaciones sociales y encontrar confianza, es posible que encuentres satisfacción en compartir, dar consejo y brindar ánimos a otras personas.
Desarrollar una imagen corporal positiva y una buena autoestima puede resultar difícil porque toma tiempo lograr seguridad y sentirse seguro. A medida que trabajas y te esfuerzas en mejorar tu imagen corporal, experimentarás auto-aceptación y aprenderás a reconocer las cualidades, habilidades y talentos que te hacen una persona especial.