Salud dental

This guide in English
Share on FacebookTweet about this on TwitterEmail this to someonePrint this page

girl brushing teethSalud oral (también conocido como salud dental) es cuidar tu boca que incluye tu dientes, las encías, y la lengua. Cepillarte los dientes dos veces al día es importante para mantener tus dientes limpios. Comer alimentos nutritivos y no fumar también puede ayudar a mantener tus dientes y encías saludables.

¿Qué puedo hacer para mantener mi boca saludable?

  • Cepíllate suavemente las superficies interna y externa de tus dientes dos veces al día. Es mejor que te cepilles después de cada comida y antes de irte a dormir. Si no es posible cepillarte los dientes después de cada comida, trata de masticar un chicle sin azúcar para ayudar a mantener tus dientes limpios.
  • Come alimentos sanos contenidos en todos los diferentes grupos de alimentos- Asegúrate de comer muchas frutas y verduras. Una nutrición pobre puede causar que tus encías se inflamen o hinchen.
  • Evita hacerte agujeros (piercing) en áreas de la boca (lengua, labios, etc.) Los agujeros (perforaciones) hechos en la lengua, labios, etc. pueden causar infecciones, sangrados y daño a los nervios de la boca. Además pueden dañar el esmalte o romper el diente.
  • No fumes ni uses tabaco para masticar. Fumar o masticar tabaco pueden manchar tus dientes y encías y añadir a la acumulación de sarro en tus dientes. El tabaco masticado puede quedarse metido entre tus dientes y puede causar hinchazón en las encías, irritación y mal aliento. Cualquier persona que fume o mastica tabaco está a riesgo de enfermarse de cáncer oral.
  • Limita tu consumo de alimentos dulces y pegajosos como barras de frutas, pasas, chupetes y otros tipos de caramelos. Los alimentos dulces y pegajosos pueden quedarse pegados entre tus dientes y esto puede producir caries.

¿Con que frecuencia debo cambiar mi cepillo de dientes?

Los cepillos de dientes son efectivos para eliminar la placa bacteriana de tus dientes y encías. Debes cambiar tu cepillo de dientes cada tres meses aproximadamente o más pronto si es que tienes la gripe, un resfriado o una infección bucal.