Vacuna contra el PVH

This guide in English
Share on FacebookTweet about this on TwitterEmail this to someonePrint this page

vaccineHay una nueva vacuna que ayuda a prevenir el cáncer de cuello uterino, o cáncer cervical, y otras enfermedades causadas por ciertos tipos del papilomavirus humano (PVH, por sus siglas en inglés). Tal vez te hayas enterado de la vacuna contra el PVH por una amiga, tus padres o tu proveedor de cuidados de salud. Pero, ¿por qué es algo tan importante? ¡Es la primera vacuna que ayuda a prevenir un tipo muy importante de cáncer del cuello uterino!

¿Qué es el PVH?

Hay muchos tipos diferentes de PVH (papilomavirus humano). Hay aproximadamente 100 tipos diferentes y más de 30 se transmiten por vía sexual. Los investigadores llevan un registro de los diferentes tipos de PVH identificándolos con números – como 6, 11, 16 y 18.

Algunos tipos causan verrugas genitales, otros causan cambios precancerosos (cambios en las células, que más adelante pueden conducir al desarrollo de cáncer del cuello uterino). En raros casos, el virus puede causar otros tipos de cáncer de la vulva, la vagina y el ano en las mujeres, y del ano y el pene en los varones.

¿Corro riesgo de contagiarme el PVH?

Si ya has tenido contacto sexual o planeas tenerlo en algún momento de tu vida, corres riesgo potencial de contagiarte el PVH. Toda persona que mantenga relaciones sexuales — no importa su color, raza, sexo u orientación sexual — puede contagiarse el PVH. De hecho, por lo menos 1 de cada 2 mujeres jóvenes que tienen actividad sexual ha tenido una infección genital por el PVH. Aproximadamente 20 millones de mujeres estadounidenses de todas las edades saben que tienen el PVH porque han tenido verrugas genitales o una prueba de Pap con resultado anormal o pruebas positivas para el PVH. Sin embargo, la mayoría de las personas no saben que tienen el PVH porque no han tenido síntomas.

El PVH y las verrugas genitales suelen contagiarse por contacto directo piel con piel durante las relaciones sexuales vaginales, anales u orales con alguien que está infectado con el PVH. Los condones pueden ayudar a protegerse contra el PVH, pero no completamente, porque el PVH puede estar sobre un área de la piel que no está cubierta por el condón. El PVH puede estar en la piel y en los órganos genitales sin causar ningún síntoma.

¿Qué es la vacuna contra el PVH?

Hay una nueva vacuna llamada Gardasil que protege a las mujeres jóvenes contra cuatro tipos de PVH. La vacuna previene la infección causada por dos tipos de PVH — 16 y 18, que se han relacionado con el cáncer de cuello uterino (o cervical) — y por otros dos tipos — 6 y 11, que producen verrugas genitales. La vacuna actúa mejor en las niñas y mujeres jóvenes que aún no han tenido contacto con estos virus. Es por este motivo que la vacuna se recomienda para todas las niñas de 11 y 12 años como vacunación de rutina y para todas las mujeres de 13 a 26 años que todavía no hayan recibido la vacuna. Al igual que la vacuna contra la hepatitis B, la vacuna contra el PVH se da en una serie de 3 inyecciones en un período de 6 meses. La primera inyección se aplica en el momento que tú decidas. La segunda inyección se debe aplicar dos meses después de la primera, y la tercera, aproximadamente seis meses después de la primera.

¿Cómo actúa la vacuna contra el PVH?

La vacuna es un líquido que contiene partículas muy pequeñas parecidas al PVH. El cuerpo rápidamente empieza a fabricar anticuerpos contra los cuatro tipos de PVH. Los anticuerpos son necesarios para combatir el PVH. Recuerda que el virus de la vacuna no es un virus vivo, lo que significa que no puedes contagiarte el PVH por darte la vacuna.

¿Cómo se aprueba una vacuna?

Antes de que la Food and Drug Administration (FDA – Administración de Alimentos y Medicamentos) apruebe cualquier medicina o vacuna, los científicos y los médicos deben estudiarla. Después de investigar la vacuna durante mucho tiempo, la compañía farmacéutica que la creó debe demostrar que la vacuna mejorará la salud de las personas que la reciban. En junio de 2006, la FDA comprobó que la vacuna contra el PVH es una manera excelente de reducir el riesgo de contagio del PVH en niñas y mujeres jóvenes de 9 a 26 años.

¿Es eficaz la vacuna contra el PVH?

Cuando se evaluó en niñas que todavía no habían estado expuestas a los tipos 6, 11, 16 y 18 del PVH, la vacuna contra el PVH fue 100% efectiva para prevenir la infección. La vacuna es menos eficaz en mujeres jóvenes que ya han tenido contacto con el PVH (tipos 6, 11,16 o 18). Sin embargo, si una niña ha estado expuesta sólo al tipo 6, la vacuna aún brinda protección contra los tipos 11, 16 y 18. Por eso, incluso las niñas que han tenido contacto sexual deberían vacunarse.

Es importante que planees volver a visitar a tu proveedor de cuidados de salud para darte la segunda y la tercera inyección ya que la vacuna no será completamente eficaz si no te has dado las tres dosis.

¿Cuál es el mejor momento para vacunarse?

El mejor momento es antes de que tengas contacto con el virus PVH. En realidad, la organización del gobierno que decide cuándo las niñas deberían inmunizarse recomienda que todas las niñas de 11 y 12 años reciban la vacuna. Los proveedores de cuidados de salud también pueden ofrecer la vacuna a niñas más pequeñas (de 9 y 10 años). La vacuna está aprobada para aplicarse a mujeres jóvenes de 9 a 26 años.

¿Produce efectos secundarios la vacuna contra el PVH?

Los efectos secundarios son raros; sin embargo, algunas mujeres jóvenes que reciben la vacuna pueden sentir dolor, o tener inflamación o enrojecimiento en el lugar donde recibieron la inyección (brazo o muslo). Estas molestias son transitorias, pero pueden durar un par de días. En muy pocos casos, la vacuna puede causar fiebre, mareos o malestar estomacal.

¿Puedo elegir si darme o no la vacuna contra el PVH?

En algunos estados la vacuna es obligatoria, mientras que otros dejan que la familia y la adolescente lo decidan. Sin embargo, la mayoría de los proveedores de cuidados de salud te recomendará que recibas la vacuna si tienes entre 9 y 26 años, para reducir el riesgo de cáncer cervical.

¿Cómo sé si debería darme la vacuna contra el PVH?

Pregúntale a tu proveedor de cuidados de salud. Ahora que la vacuna está disponible, es buena idea aprovecharla. La mayoría de las personas tendrá actividad sexual en algún momento de su vida y la vacuna es muy eficaz para prevenir el contagio del PVH. Al usar condones el riesgo de contagiarse el PVH disminuye, pero los condones no son totalmente eficaces. El riesgo de contagiarse el PVH es mucho peor que darse una inyección.

¿Hay algún motivo por el que no deba darme la vacuna contra el PVH?

La vacuna no se recomienda si estás embarazada o si tienes ciertas enfermedades de la sangre, una alteración de tu sistema inmunológico u otros problemas médicos. Si estás pensando en darte la vacuna, pregúntale a tu proveedor de cuidados de salud si sería conveniente para ti.

Si descubres que estás embarazada después de haberte dado la primera inyección, infórmaselo a tu proveedor de cuidados de salud. Te aconsejarán que te des la segunda o la tercera inyección después de haber finalizado tu embarazo.

¿Debería darme la vacuna aun si ya he tenido relaciones sexuales y no sé si estuve expuesta al PVH?

Sí. Las niñas y las mujeres jóvenes deberían darse la vacuna aunque ya hayan tenido relaciones sexuales. No es necesario hacerse una prueba para detectar el PVH antes de darse la vacuna.

¿Es segura la vacuna contra el PVH?

Según las normas de la FDA, la vacuna se considera segura. No está hecha con un virus vivo que pueda causar una infección por PVH. No contiene mercurio ni timerosal.

Si ya tengo una prueba de PVH positiva, ¿ayudará la vacuna?

Depende del tipo de PVH al que hayas estado expuesta. La vacuna no curará una infección por PVH que ya tengas, como verrugas genitales, lesiones precancerosas (cambios que suelen ocurrir antes de que un cáncer empiece a crecer) o cáncer del cuello uterino. Sin embargo, podría protegerte contra los tipos de PVH con los que no has tenido contacto. Muchas personas que tienen el PVH no están infectadas con los cuatro tipos de PVH contra los que actúa la vacuna. Como no hay ninguna prueba que determine con certeza si una mujer tiene sólo uno o los cuatro tipos del PVH, se recomienda darse la vacuna.

Consulta con tu proveedor de cuidados de salud para averiguar si deberías darte la vacuna. SIEMPRE es importante usar condones cada vez que tengas relaciones sexuales y visitar a tu proveedor de cuidados de salud para hacerte controles y pruebas de Pap con regularidad.

Si me doy la vacuna contra el PVH, ¿estaré protegida por el resto de mi vida?

No se sabe durante cuánto tiempo estarás protegida después de recibir la vacuna contra el PVH porque todavía no hace tanto tiempo que esta vacuna se usa. Hasta ahora, los estudios de investigación han seguido durante 5 años a las niñas que recibieron las tres dosis de la vacuna contra el PVH, y todavía están protegidas. Los niveles de anticuerpos son muy altos, por eso es probable que la protección dure mucho tiempo.

¿Hay una vacuna contra el PVH para los varones también?

La vacuna contra el PVH sólo ha sido aprobada para mujeres jóvenes de 9 a 26 años. Se están realizando investigaciones científicas para determinar cuánto se beneficiarían los hombres con la vacuna. Posiblemente en el futuro también se recomiende que los hombres se den la vacuna.

¿Cubrirá mi seguro médico la vacuna contra el PVH?

Como la vacuna contra el PVH es nueva, es posible que algunas compañías de seguros no cubran el costo de la vacuna. La vacuna puede ser costosa si tu compañía de seguros no la cubre. Si estás cubierta por el seguro de tus padres, pregúntales a ellos. Si tienes tu propia póliza, puedes llamar directamente a tu proveedor de seguros. Si debieras pagar tú misma por la vacuna, cada dosis cuesta aproximadamente 120 dólares (necesitas 3 dosis para completar la serie).

¿Habrá algún día una vacuna que prevenga otros tipos de PVH?

Sería estupendo que algún día hubiera una vacuna que prevenga más tipos de PVH. Para que esto ocurra se necesita mucha más investigación. En la actualidad, se está desarrollando una nueva vacuna llamada Cervarix (similar a Gardasil) para brindar protección contra los tipos 16 y 18 del PVH (los dos tipos que causan cáncer de cuello uterino).

¡Contar con una vacuna que proteja contra los cuatro tipos de PVH que causan problemas serios como verrugas (6 y 11) y cáncer cervical (16 y 18) es un gran logro y muy alentador! Recuerda que la vacuna contra el PVH te protege contra pocos tipos del virus, pero no contra todos. Por eso es muy importante que sigas haciéndote controles y pruebas de Pap con regularidad. Si tienes actividad sexual, asegúrate de usar siempre condones. ¡Pregúntale a tu proveedor de cuidados de salud si la vacuna es conveniente para ti!